miércoles, 12 de julio de 2017

EN TAN SOLO UN SEGUNDO

 
Sí pudiera volver atrás en el tiempo,
en ese momento en el que tu frágil mirada,
se perdía en esa luz tan inmensa de mis ojos,
y entre el suspirar de nuestro fuego
revivíamos entre callados momentos.

¡En tan solo en un segundo!
ya estaba perdida entre la infinidad de tus pupilas,
eran como estrellas que brillaban.

¡En tan solo en un segundo!
me sentí trasladarme al paraíso,
flotando hacia el abismo de tus pestañas,
tu silencio me hablaba,
¡No callaban tus ojos!
charlaban con los míos.

¡Sentí cupido clavarme con su flecha!,
y por eso aún no te olvido.

Y en tan solo un segundo
han pasado tantos años...
que viviré con la esperanza
de volverte a ver.